Vivir atrapados por su propia ignorancia

Escaleras de emergencia obstaculizadas desde parrillas hasta con neumáticos, todo una travesía para un escape.
Sin título

Una vez más advertimos que en edificios del IPV existe desidia en algunos vecinos que obstaculizan la circulación en escaleras de emergencia colocando desde parrillas hasta conos, pasando por mobiliario en desuso y otros elementos. ¿Qué pasará si un día vemos una terrible desgracia en la cual haya vecinos que no puedan escapar producto de la presencia de estos obstáculos? ¿Cómo procede el IPV en tanto órgano de contralor ya que se trata de viviendas entregadas por el ente autárquico mencionado?

Muchos vecinos alegan que ven con preocupación la presencia de objetos de diverso tipo y tamaño que generan dificultades a la hora de bajar por escaleras que están hechas para escapar ante una situación de emergencia. Incluso existieron quejas en algunos edificios por la falta de estas imprescindibles vías de escape. Sin embargo, una vez construídas se advierte que no hay una conducta de parte de algunos vecinos que contemple la importancia de mantener libres dichas escaleras.

El IPV, como con muchos otros aspectos y desde hace años, brilla por su ausencia. Es de esperar que con el cambio de autoridades se pueda rever esta situación que afecta a varios de los complejos habitacionales del gobierno de la provincia.

Te puede interesar