POR EL AISLAMIENTO OBLIGATORIO PAMI REFUERZA LAS RECOMENDACIONES DE BUENAS PRÁCTICAS A LAS RESIDENCIAS PARA PERSONAS MAYORES

Nacionales 22/03/2020 Por Shelknamsur
La Secretaría de Derechos Humanos, Gerontología Comunitaria, Género y Políticas de Cuidado de PAMI envió una guía de buenas prácticas a las residencias de larga estadía para personas mayores con recomendaciones para que quienes cuidan de las y los residentes fomenten actividades que no afecten el clima general derivado del aislamiento obligatorio.
PAMI1

“El buen trato en las residencias es hoy más importante que nunca. Esta situación que estamos viviendo puede conducir a actitudes de ansiedad y miedo que pueden afectar el clima general, por eso le enviamos al personal de PAMI recomendaciones para que estén atentos a los cambios de conducta de las personas residentes y que promuevan actividades recreativas o de consolidación grupal", dijo la secretaria del área, Mónica Roqué.

La médica gerontóloga explicó que “las personas mayores son las más vulnerables a enfermarse y contagiarse del coronavirus, pero no por esa razón debemos alejarlos de la vida familiar; lo que tenemos que hacer es cuidarlos”.

En este sentido, explicó que, quienes visitan frecuentemente a las personas residentes y que desde el viernes pasado se ven imposibilitados de hacerlo, deben seguir en contacto a través de vías alternativas como las videollamadas o el Whatsapp y, que en los casos en que eso no sea posible, “siempre hay una cuidadora o cuidador que puede ayudarlos. Lo importante es que no se interrumpa la comunicación”, dijo Roqué. 

Además, la funcionaria informó que desde la Gerencia de Políticas de Cuidado se está monitoreando diariamente la situación de cada una de las residencias de larga estadía, donde viven 22.000 personas mayores en todo el país. “En cuanto se declaró la pandemia, elaboramos un protocolo sanitario para que el personal pueda resolver cualquier situación en este marco de excepcionalidad”.

Las recomendaciones que envió PAMI a las residencias son:

-Propiciar un clima institucional cálido y alegre, favoreciendo el bienestar y buen ánimo de las personas residentes.

-Mantener el mayor nivel de actividad social y de interacciones entre residentes y el personal, siempre respetando la distancia de 1,5 metro.

-No reducir ni suspender la actividad física.

-Promover las actividades de entretenimiento habituales y otras excepcionales que compensen las limitaciones que existen con los contactos externos.

-Promover la reflexión en grupos, buscando aminorar los temores.

-Estar atento a los cambios conductuales en residentes con demencias, quienes perciben el clima de tensión generado por la situación actual pero, al no poder verbalizarlo, puede derivar en alteraciones conductuales.

-Desarrollar estrategias positivas y amables, repitiendo tantas veces como sea necesario, la necesidad de los procedimientos higiénicos: es normal que las personas con demencias los olviden.

-Evitar el aislamiento de las personas con deterioro cognitivo y demencias ya que pueden incrementar la ansiedad y las alteraciones conductuales.

-Promover el contacto telefónico o mediante otros dispositivos como Skype o WhatsApp, a fin de poder establecer comunicación a distancia con familiares.

PAMI HABILITÓ UNA LÍNEA GRATUITA EXCLUSIVA PARA CONSULTAS ACERCA DEL VIRUS COVID-19: 138 – OPCIÓN 9. 

Te puede interesar