Las Fuerzas Armadas refuerzan la vigilancia en la zona económica exclusiva y áreas adyacentes, protegiendo los intereses nacionales.

En una clara muestra de fuerza y ​​compromiso con la soberanía nacional, el Patrullero Oceánico ARA Piedrabuena, que partió esta semana del puerto de Ushuaia, junto con una aeronave Beechcraft B200 de la Armada Argentina, están realizando operaciones complementarias de vigilancia y control. en la zona económica exclusiva y áreas adyacentes de Argentina.
GB44gJGWAAAGq8T

Estas operaciones forman parte de un esfuerzo más amplio por preservar los intereses vitales de la nación, en un contexto global donde la seguridad marítima y los recursos naturales son de creciente importancia. Bajo la coordinación del Comando Conjunto Marítimo, estas misiones se convierten en una pieza clave en la estrategia de defensa y protección de los espacios marítimos del país.

GB44gJKWwAAhmgX

El ARA Piedrabuena, una unidad moderna y equipada con tecnología de punta para la vigilancia oceánica, junto con la aeronave Beechcraft B200, eficaz en el monitoreo aéreo, intensifican las tareas de control en una zona extensa y de significativa importancia estratégica para Argentina.

GB44ejFW0AAR8t_

Estas operaciones no solo demuestran la capacidad operativa de las Fuerzas Armadas argentinas, sino también su rol esencial en la protección de los derechos soberanos del país sobre sus recursos naturales y espacios marítimos. La coordinación efectiva entre las distintas ramas de las fuerzas armadas y el empleo de tecnología avanzada destacan la modernización y profesionalismo con los que se aborda la defensa nacional.

Copiar Código AMP

Te puede interesar