Gran Bretaña, Chile y EE.UU. ofrecen ayuda para buscar al submarino ARA "San Juan"

Aunque la Armada aún no declaró la alerta de emergencia, la comunidad internacional ya ofreció al Gobierno ayuda "logística y de intercambio de información" para encontrar al submarino "ARA San Juan", con el que se perdió contacto el miércoles último y nada se sabe de sus 44 tripulantes.
5a0f204e9a1075a0ec99436ffbsubpic

La embarcación dejó de tomar contacto con la torre de control cuando navegaba el Atlántico camino hacia Mar del Plata, desde Ushuaia. Si bien los voceros de la armada aclararon que "no hay que dramatizar la situación" y dijeron que con este tipo de naves "puede pasar un día completo sin comunicación con el control", la situación ya es preocupante para la comunidad internacional.

Tal es así que Estados Unidos, Gran Bretaña y Chile pusieron a disposición del Ministerio de Defensa "barcos y satélites" para colaborar con la búsqueda, informó Cancillería mediante un comunicado.

Enrique Balbi, vocero de la Armada, encabezó hoy una conferencia de prensa para dar a conocer la noticia. "Aún no hemos podido encontrar, ni tener contacto en comunicación visual o radar con el submarino ARA 'San Juan', cuyo apostadero habitual es la Base Naval de Mar del Plata", declaró.

El portavoz pidió "ser precavidos", debido a que "nos faltó comunicación y no se sabe qué pasó, no quiero dramatizar con este tema".

"La Armada se encuentra realizando las operaciones para retomar comunicaciones con el submarino ARA 'San Juan' con quien se perdió enlace durante su tránsito desde Ushuaia (3.200 km al sur) hacia Mar del Plata (400 km al sur). Aeronaves y buques de la Armada se encuentran en la zona de la última posición conocida", señaló la fuerza en una comunicado.

La última posición registrada el 15 de noviembre a las 00H30 locales (03H30 GMT) fue la latitud 46° 44' sur y longitud 60° 08' oeste, rumbo 015º con velocidad de cinco nudos, según figura en el parte interno de la Armada en el que se solicita la asignación de unidades para la búsqueda.

El parte, cuyo facsímil circula en redes sociales, precisa que la última comunicación recibida fue a las 07H30 locales (10H30 GMT) del miércoles.

El submarino había zarpado hace unos 35 días desde Mar del Plata, navegó hasta Ushuaia, desde donde el domingo emprendió el regreso a su apostadero, adonde debía llegar a mediados de la semana próxima, precisó al canal Todo Noticias Carlos Rodríguez, hermano del jefe de máquinas de San Juan.

La última comunicación con el submarino fue la mañana del miércoles, por lo que el jueves por la tarde se puso en marcha un protocolo internacional y se inició el operativo de búsqueda con una aeronave.

La primera exploración aérea no arrojó resultado positivo porque "se hizo de noche y por las malas condiciones meteorológicas reinantes en el área de operaciones", precisó el vocero naval.

"Están a 430 kilómetros del punto más cercano de la costa al sudeste de la Península de Valdez, un poquito más allá de la milla 200", precisó.

Se desplegó en forma simultánea la búsqueda por aire y por agua, con un destructor y dos corbetas.

La Armada negó una versión de prensa sobre un supuesto incendio en el submarino, al tiempo que maneja la hipótesis de que se trató de un problema en las comunicaciones.

"Uno puede asociar que puede haber un tema de baterías por falta de alimentación eléctrica", sostuvo Balbi y explicó que al detectar el submarino su falta de contacto con el exterior debería salir a superficie, según el protocolo.

El "ARA San Juan" es uno de los tres submarinos que tiene actualmente la Marina argentina, que lo incorporó en 1985. Se trata de un sumergible tipo TR-1700, construido en el astillero Thyssen Nordseewerke de Edemen en Alemania y botado el 20 de junio de 1983.

Con 65 metros de eslora y siete metros de manga (diámetro de casco), es de propulsión diésel eléctrica convencional y sistema de esnórquel, y tiene un desplazamiento de 2.116 toneladas en superficie y 2.264 toneladas en inmersión, según la web de la Armada.

Entre 2007 y 2014 estuvo en reparación para extender por 30 años su vida útil.

A bordo del submarino, viaja Eliana Krawczyk, de 35 años, "la primera oficial submarinista de la historia de la Armada Argentina y es jefa de Armas", dijo orgulloso su padre, Eduardo, en declaraciones al canal Todo Noticias.

"Recemos todos para que no le haya pasado nada a ningún tripulante. En el mar son todos hermanos, el submarino tiene más riesgos que un barco", dijo el hombre, sin precisiones sobre lo sucedido ya que se enteró de la desaparición del submarino por los medios.

TN

Te puede interesar